27/7/16

Emocionario Adolescente: Postal de gratitud (propuesta final)

Mis queridos poetas y piratas,

Este año he aprendido muchísimo DE vosotros y CON vosotros. El Emocionario Adolescente nos ha traído muy buenos momentos y nos ha ayudado a conocernos mejor. Además, creo que, en general (con sus fallos, por supuesto), ha sido buena manera de trabajar otros contenidos de la materia puesto que nos ha resultado más entretenido y eso nos ha hecho atender mejor. Hemos dado lo mejor de nosotros mismos y, poco a poco, conforme iba transcurriendo el curso, este proyecto lo sentíais vuestro y ese era uno de los objetivos esenciales. Todos hemos tomado muchísimo cariño a estas sesiones y a este Emocionario que es tan nuestro ya. 

Como no podía ser de otra manera, hemos terminado esta aventura trabajando la gratitud. Es la última emoción de nuestro libro de cabecera y esencial en cualquier aspecto tanto personal como educativo.  Ya sabéis que es de mis  favoritas :)

¿Qué nos dice el Emocionario sobre la gratitud?
La gratitud es el alma de la palabra 'gracias'. Y se multiplica cada vez que eres capaz de ver, en lo cotidiano, un regalo: en la sonrisa de un amigo, en una canción...
La gratitud te enseña a disfrutar más de la vida. Es la entrada a la felicidad. 
Emocionario Adolescente



Qué importante es ser agradecido con las pequeñas cosas del día a día. Ojalá todos fuéramos más conscientes de todo aquello positivo que tenemos (me incluyo). Tenerlo en cuenta y valorarlo nos haría emocionalmente más inteligentes y, con seguridad, más felices. ¿Nos lo proponemos a partir de ahora? El Emocionario nos aconseja iniciar un Diario de la gratitud y a mí me parece una idea maravillosa. Lo guardo aquí para septiembre, pero vosotros podéis empezarlo ya mismo, ¡yo lo voy a hacer! 


¿Cuáles han sido los objetivos de esta sesión? 
1.  Hablar sobre la gratitud y expresar en voz alta aquellas cosas por las que estamos agradecidos 
2. Conocer el valor de esta emoción, su relación con las demás y su carácter esencial
3. Trabajar el género textual de la postal 
4. Escribir una postal dirigida al IES Conselleria como si este fuera una persona
5. Reflexionar sobre la personificación y la metáfora

Así pues, tras expresarnos como siempre hablando de nuestras experiencias personales (¡cómo hemos mejorado en este sentido!), todos concluimos que la gratitud es fundamental y que, lamentablemente, no siempre es tenida en cuenta. Hemos reconocido que, en muchas ocasiones, nos dejamos llevar por lo material y que nos cuesta dar las gracias (cuando nos dan un regalo enseguida lo hacemos). Sin embargo, hemos coincidido en que, después de ver todas las emociones, después de conocer cómo estas afectan a los que nos rodean, ser agradecidos es todavía más necesario. 

A continuación, trabajamos la forma de la postal. La mayoría de vosotros nunca habíais escrito una, aunque sí sabíais a qué me refería. También tuvimos que explicar lo de los sellos que tan antiguo os parecía ;). Para que todo fuera más sencillo, tuvimos como referencia la plantilla que ofrecen en Cafetera de Letras. A partir de ahí, como teníamos un destinatario muy especial (nada menos que nuestro instituto) tuvimos que explicar un poquito qué era la personificación. Este fue el resultado: 



Así hemos llegado al final de este genial recorrido del Emocionario. Aunque no las hemos podido ver todas, hemos podido trabajar muchas de ellas. Algunas en profundidad y otras de manera indirecta. Hemos reído, hemos llorado y, sobre todo, hemos aprendido. Empiezo pues mi Diario de gratitud con vosotros ya que  quiero agradeceros vuestro trabajo, vuestra ilusión y apoyo en esta aventura que tantas satisfacciones nos ha dado. ¡Sois fantásticos! También querría dar las gracias a Palabras Aladas por su apoyo constante a lo largo del curso y por ser una fuente de inspiración inagotable. 


¡Un abrazo poeta-pirata! ¡Feliz verano!


 No olvidéis que podéis consultar todo el proyecto aquí    


22/7/16

Emocionario Adolescente: las emociones de nuestras palabras II

Mis queridos poetas y piratas,


Después de una larga parada, y aunque hasta septiembre el blog no recuperará su normalidad, quería incorporar las últimas entradas de nuestro Emocionario adolescente (disculpad el retraso). Si recordáis, la penúltima actividad, estaba centrada en la nostalgia, la soledad y la melancolía y tenía como eje la etimología de las emociones. El reparto de estas fue sencillo porque a todos os interesó muchísimo el tema, además, pudimos hablar de otras curiosidades etimológicas y de cómo conocer este aspecto lingüístico nos podía ayudar para mejorar nuestra competencia en expresión escrita y oral. La verdad es que indagar sobre lo que sea, investigar es algo que os gusta mucho y a lo que siempre habéis reaccionado con mucha ilusión. 

Así pues, nos pusimos manos a la obra y nos quedaron carteles tan fantásticos como los que os subo a continuación. La exposición en el aula fue todo un éxito y sé que disfrutasteis no solo explicando la etimología de vuestra palabra sino también escuchando las del resto. 






También todos habíais buscado vuestras poesías e incluso habíais ensayado cómo recitarlas. La verdad es que, después de todo el curso, habéis adquirido una gran capacidad de expresión oral. He seleccionado estas porque creo que sus voces aún no se habían escuchado por este rinconcito virtual, pero todas estaban muy bien. ¡Estoy muy orgullosa! 





Finalmente, nuestro querido Andrés nos regaló este maravilloso 'Yo soy...'



Por tanto, hemos cumplido con los siguientes objetivos:
1. Conocer las emociones de la nostalgia, la soledad y la melancolía
2. Trabajar la expresión oral y respetar el turno de habla. 
3. Ampliar el vocabulario relacionado con las emociones.
4. Conocer qué es la etimología y aprender a buscar aquella que nos interese. 
5. Buscar poesías relacionadas con emociones concretas y recitarlas. 


Después de estas magníficas sesiones, nos queda ya la final que muy pronto la subiré. No olvidéis que podéis consultar todo el proyecto aquí 

10/6/16

Los poemas de nuestro compañero, Bryan

Mis queridos poetas y piratas,

Esta es una entrada muy especial y lo es por varios motivos. En primer lugar, nuestro compañero de segundo de ESO, Bryan, ha querido compartir con nosotros sus pequeños tesoros: sus poesías y sus dibujos. Por otro lado, quiero hacer hincapié en la emoción que este detalle supone para mí. Bryan es un alumno al que solo tengo un día a la semana y, sin embargo, siempre se ha mostrado atento, amable y con muchísimas ganas de enseñarme su trabajo. 

Ahora bien, esto no habría sido posible sin la ayuda de nuestra querida Blanca. Ya sabéis que todos la queremos mucho, es una profesora todoterreno, que se entrega en cuerpo y alma a cualquier alumno. No importa la dificultad, ella siempre ve las posibilidades, los aciertos. En fin, para mí, es sin duda un ejemplo de profesionalidad, de templanza y paciencia. Y, sobre todo, de cómo un docente es clave para el desarrollo personal de los estudiantes. 

En fin, aquí os dejo la Antología poética de Bryan Laya. Además de su excelente calidad literaria, al final, en la contraportada, podréis ver una muestra de sus ilustraciones. Como veis, hoy no hay colores, pero es que nuestro compañero prefiere el blanco y negro (como mucho, el rojo) :)



8/6/16

Emocionario Adolescente: las emociones de nuestras palabras I


Poco a poco vamos llegando al final de nuestro camino en este curso 2015/2016, los nervios están a flor de piel y también los sentimientos. Por todo esto, he estado pensando mucho estas últimas dos aportaciones a nuestro Emocionario adolescente tenían que ser, todavía, más especiales. Como habéis visto no nos ha dado tiempo a trabajar todo el mapa que nos proponen desde Palabras Aladas, pero considero que sí hemos hecho un buen recorrido, que hemos aprendido muchísimo y que ahora le pondremos un bonito punto y final (o y seguido si el próximo curso continuamos con este u otro proyecto similar). 

En fin, que me enrollo (como siempre). En esta ocasión nos centraremos en tres emociones muy conocidas por todos: la nostalgia, la soledad y la melancolía. Tremendamente literarias y reales, absolutamente nuestras y propias también de la adolescencia. Y más en muchos de vuestros casos, en los que habéis tenido que dejar atrás vuestros países de origen con familiares y amigos cercanos. 

 ¿Qué nos dice el Emocionario sobre la soledad?
La soledad es la ausencia de compañía y puede resultar muy angustian si crees que no tienes a quién acudir o con quién compartir las cosas. A veces, uno puede sentirse solo incluso estando en compañía si esta te deja de lado. ¿Para vencerla? Lo mejor es comunicarse. 




¿Qué nos dice el Emocionario sobre la nostalgia?
La nostalgia nos genera un vacío en el corazón y lo llena con gotas de pena. Esta emoción nos viene cuando sentimos que alguien, o algo, nos falta: un amigo, un familiar, un lugar... Esto nos entristece. 






¿Qué nos dice el Emocionario sobre la melancolía?
La melancolía es una forma acentuada de la nostalgia. Cuando la sentimos, pensamos que el mundo en el que desearíamos vivir es un lugar lejano, difícil de alcanzar. La melancolía puede asaltarnos ante los cambios. 

Tal y como hemos comentado en clase, son emociones muy relacionadas con la tristeza, con la pena, con  sentir dolor. Sin embargo, como siempre, es esencial conocerlas y reconocerlas para poder actuar en consecuencia. Por ejemplo, si nos sentimos nostálgicos, podemos escribir a algún familiar que esté en nuestro país. Seguro que su sola voz nos alivia. 

Como he dicho al principio,  estas sesiones iban a ser muy especiales. Y es que, buscando información sobre la nostalgia, he ido a parar con su historia. No, no me refiero a la historia de la nostalgia en sí, sino de la palabra. Y ahí es donde entra la etimología y el descubrir el origen de nuestras palabras que, en sí mismas, están formadas de emociones. 

emocionario adolescente

La etimología de las palabras esconde historias y secretos que ayudan a estrechar los lazos que existen, o deberían existir, entre la persona y la lengua. Muchas veces, en sus árboles genealógicos existen sorpresas muy reveladoras, al menos para personas que nunca se hayan acercado a un idioma a este nivel tan íntimo; por ejemplo, descubrir que numerosos términos del inglés provienen del latín, resulta curioso al principio, sobre todo considerando las diferencias de ortografía, fonética y entonación que a simple vista separan a esta lengua del español o el italiano (fuente: definición.de)

 ¡Qué importante y qué necesario es conocer nuestros orígenes! Y también el de nuestras palabras. Sus etimologías son, en muchos casos, incluso mágicas. Así pues, y esto lo dejaremos para la segunda entrada con los resultados, vamos a hacer lo siguiente: 


1. Buscar poemas sobre la nostalgia, la melancolía o la soledad. Recitarlos oralmente. 

2. Tras habernos empapado de literatura rellenaremos esta construcción, las mejores, las subiremos al blog



3. Buscar la etimología de las emociones y hacer carteles.


¡Qué ganas de ver los resultados!


Las emociones aparecen cuando menos lo esperas. 
Dedicado a: nuestro querido quinteto Polifàcies > Cuartetormo